20070531

El libro de migsoto ¿¡página a página?! Intro

Data Estel·lar sabemosloquequeremosoaligualno Dijous20070531

Creo que este mensaje va a ser muy de consumo interno. Muy "para mí" y un bastante para los foreros habituales. Pero, ¡carape! ¿acaso alguien más leería este blog?

Hay veces que uno es testigo de algo importante y... no, esto comienza como una peli del Oeste de los años 50... Entonces, de golpe: migsoto nos comentaba de vez en cuando en el foro de laTIA que todos conocemos bien que tenía en mente hacer un libro sobre Mortadelo y Filemón. De vez en cuando, aportaba datos muy relevantes sobre algún tema y añadía que eso lo tenía preparado para un libro... Cuando la cosa ya parecía que iba a más... corría el año 2004... y ya comencé a enterarme de que el estimable forero ya había hecho otro libro... me atrevía a decirle que no era necesario que desvelarse todos los secretos... que eso podría acabar con el foro... que aún entonces se basaba sobretodo en Mortadelo y Filemón. ¿Qué gracia tiene que alguien pregunta si El Cacao Espacial es apócrifa o de Ibáñez si hay un libro, que todos íbamos a tener, que lo decía? El caso es que lo esperábamos con impaciencia.

Los foreros se lo compraron enseguida y comentaron cosas. El propio Migsoto nos ofreció "el montaje del escritor"... una versión extendida en la que salían cosas que fueron eliminadas de la edición final del libro, por aquella tontería de tener que tener un límite de hojas...

Y encima ese libro sirvió, contra mi idea, para reactivar el foro, convirtiéndolo en lo que fue desde el 2006 y durante el 2007, cuando escribo esto: un foro con información encontrada y compartida por varios foreros, en un ejemplo de trabajo en red que algunas facultades de Sociología irán corriendo a estudiar el día menos pensado citando a cualquier autor estadounidense irrelevante como legitimador de sus palabras, lo publicarán en la "REIS" y a reír que son dos días. Así pues, es justo recordar que se inventó un tema llamado "Completando el listado del libro", tema que inauguró una nueva etapa en el foro de latiacomforo y lo convirtió en un lugar donde se acumula información real, y no sólo opiniones. Si sigo por la parte de Sociología y de Teoría de Redes y de nuevas formas de organización y la relación que tenemos con las llamadas "nuevas tecnologías" o con la Sociedad del Conocimiento o la Sociedad-Red... tenemos que un foro de Internet sirve como apoyo o como espoleta para que alguien haga un libro, cuyos datos no son copiados de ese foro sino a veces reelaborados, completados o ensayados en ese sitio de Internet... que ese libro es anunciado y publicitado en ese foro (y en otros lugares, probablemente), donde es luego comentado... hasta que llega el momento en el que no sólo el libro ha sido realizado con colaboraciones puntuales o no de una red de personas, más o menos puntual, creada en torno a ese foro de Internet (que coinciden porque existe Internet y porque les gusta el tema del que tratará el libro... por ambas cosas, una sin la otra, no nos lleva al punto actual)... no sólo eso sino que además, el propio foro hace una especie de gestión posteditorial, de servicio postcompra (no postventa, porque lo efectúan los compradores) y se deciden a pedirle al autor más datos (los tiene y los proporciona) y a ayudarle en detalles menores (pero necesarios para todo coleccionista, completista, aficionado o estudioso del tema... frikis, eso es lo que son todos) e ir más allá del libro.

De ahí surgen temas similares, que buscan ese completismo y esos datos reales, datos del tipo cúando, quién y dónde se publicó tal o cual historieta o serie, hasta cuándo duró, cuántos números tuvo una revista, quién dibujaba o guionizaba... todos esos datos que durante toda una vida han resultado oscuros, se vuelven claros... alguien tiene este o ese número o lo leyó o lo vio y puede decir algo al respecto.

Esa parte del foro me encanta y me apabulla.

Seguramente casos así se dan en otros foros y en otros lugares y que haya coleccionistas que los sepan de toda la vida, pero que me maravilla ese trabajo en red y me asombra la cantidad de tebeos y de datos capaces de ser almacenados y utilizados por los foreros. De todos modos, y por si no fuera así, y porque me da la gana que para eso este es mi blog, colocaré algunos enlaces con una cantidad de información increíble y que no son más que temas creados en latiacomforo:

Listado de colecciones de Bruguera: y yo que me estaba haciendo el listo pensando... el día menos pensado pongo un artículo sobre esto en el blog. No recordaba que ya estaba comenzado el trabajo.

Relación de historietas de Pafman: está casi completada esta locura a la que yo decidí no participar... me pareció exagerado.

Listado Historias y Héroes: algo que yo desconocía pero que tiene algo que ver con "Historias Selección", colección de novelas que sí conocía.

Sobre los volúmenes Superhumor de Bruguera y también se ha hecho algo sobre lo de Ediciones B... Y aún más: se han determinado a qué números de Coleccionesole (pequeños) pertenecían los contenidos de varios superhumores... Mucho tiempo, poco trabajo... qué se yo... pero mola.

Sobre los colecciones Ole de Bruguera

La gracia de todo el asunto es la colaboración entre varias personas utilizando un medio de comunicación que a la vez permite conservar esa información durante un tiempo indefinido. El día que nos cierren elforo.de será terrible... pero tendremos una excusa para volver a forear. Ya pasó antes.

Y la otra cosa que me gusta es que prácticamente nadie, por no decir nadie, es profesional del medio de la historieta, ni editor ni librero, ni tan siquiera reponedor en la zona del Carroful donde hay cuatro Topcomics y un Bibliotecamarvel. Es por eso que uno exige una calidad fuera de toda duda cuando las editoriales hacen ediciones y libros sobre esos temas, porque las editoriales controlan los derechos de los personajes, con agentes literarios, acceso a autores y a fuentes de información directísimas y de primera mano... por eso, habida cuenta de cuatro tipos con un teclado son capaces de soltarte la lista de los reyes godos de la historieta, uno espera que cuando hacen una exposición o un libro una exposición, esa información sea fidedigna y de calidad. No se puede decir, por ejemplo, que Se publican unos 175 números (de la revista Pulgarcito de los años 80) y no se puede decir que esa fue su última etapa en la Editorial Bruguera cuando no lo es. (citado del libro Cuando los cómics se llamaban tebeos. La Escuea Bruguera (1945-1963), de Antoni Guiral [106] ).

Es a la luz de todo eso cuando uno valora mucho más El mundo de Mortadelo y Filemón, que es el libro de Miguel Fernández Soto, del que intento decir algo durante tantas líneas. Me ha pasado como con el propio libro: no quise comenzarlo porque intuía que sería magnífico... acerté. Es de lo mejor que he leído. Es muy posible que lo que diga yo ya lo supiera (o que lo supiera otra gente) pero es dudoso que así fuera porque migsoto lo sabe todo (otro que me dirá que no) pero, aunque así fuera, aunque el lector lo supiera todo, o aunque fuera capaz de deducir lo que no sabe (en mi caso, la época en la que pudieron ser publicadas aquellas historietas de Mortadelo y Filemón Agencia de Información, de seis franjas, en las cuales Filemón lleva chaqueta pero ya se la quita hasta perderla del todo... lo dije en un foro hace muuucho), aunque todo eso sucediera, el autor, Miguel Fernández Soto, nos lleva una gran ventaja: el sabe lo que explica de primera mano porque lo ha leído, lo ojeado en su contexto y además ha sabido ordenar la información de una manera tal que impide que nos perdamos. Y además lo ha hecho con Ediciones B recelosa... esa manada de vagos y tontos del Grupo Zeta, en vez de haber cogido al autor y haberle dado todas la facilidades habiendo hecho un libro como aquellas maravillosas Conversaciones con Hergé, de Numa Sadoul, no le hicieron ni caso... al final, el libro fue publicado por Dolmen, agotado (difícil casi imposible de encontrar mi ejemplar) y finalmente autoemuleado por su autor... Y luego hay que oír aquello de que el cómic está de moda, de lo bien que va el Saló del Còmic y de no sé qué más.

Para acabar este mensaje, voy a enumerar algunas características físicas del libro: es cuadrado. Muy bien. Existi la Colección Cuadrada de Editorial Juventud, de libros ilustrados. No sé si tendrá alguna relación el formato en esta colección de Editorial Dolmen. El color de la portada es ocre y eso está muy bien porque así ya no envejecerá (asimismo es ocre el libro Cuando los cómics se llamaban tebeos, en este caso por la nefasta apelación a la nostalgia polvorienta de un pasado perdido: semiología de los colores).

El dibujo de la portada parece actual. O, por lo menos, de los Mortadelo y Filemón de mediados de los noventa (la última etapa positiva y bien dibujada de los personajes, según los aficionados). El título y los títulos del interior siguen la tipografía de los coleccionesole. Detrás de este dibujo principal, tenemos tiras de viñetas. Merece la pena pararse en ellas porque son, en sí mismas, un resumen de la evolución gráfica y de guión de los personajes, en cuatro franjas de viñetas pertenecientes a cuatro historietas distintas: primeros 60, finales de los 60, Valor y ¡Al Toro! [p25] y años 90 (diría que finales). Faltaría algo de los 70 o de los 80. Pero tenemos otra tanda de dibujos que serían de los 70, en forma de Mortadelo disfrazado (futbolista, mecánico, caballero, vikingo, boxeador, halterofílico...). Las tiras de la portada no se pueden leer por completo... para conseguirlo hay que mirarse las solapas (biografía del autor y "otros título de Dolmen Editorial"). Hay que felicitar a David Saavedra, diseñador de la portada por darnos una portada maja y llena de contenido útil sobre el libro. La contraportada lleva un guiño: recortado, tenemos el dibujo que de contraportada de los coleccionesole de Mortadelo y Filemón de los años 80, tanto de Bruguera como de Ediciones B... Así pues, tenemos, casi todas las épocas dibujadas por Ibáñez en la portada. Sólo faltarían los años 50 (1958 y 1959) y principios de los noventa (cuando, en realidad, no está nada claro que fuera Ibáñez el dibujante de casi nada). Y el lomo también tiene su gracia en forma de símbolo redondo con los dos agentes con sus pistolas (no sé de qué época ni de dónde ha salido ese dibujo) y que nos remite al dibujo de la portada.

Desde la propia portada, el libro ya me llama la atención.

Lo peor la encuadernación. Como es habitual, Dolmen, siguiendo el mal ejemplo que brindan el resto de editoriales españolas, ha decidido ahorrarse el dinero de la encuadernación a base de mal encolar el papel a un lomo débil y sin fuerza. Ahora mismo he pasado la página 100 a 226 comienzan a querer despegarse (se desprende del ver el lomo -juego de palabras-). El propio lomo, lo que se ve en el estante, ya está agrietado (le tendré que poner Rocpromesascumplidas).

3 comentaris:

Salovo Bill ha dit...

Pues el mío no está tan mal encuadernado. ¿No había habido un follón con el libro y que lo habían retirado de circulación?

Chespiro ha dit...

Esperemos que toda esa historia no impida la difusión del libro.

Mortadelón ha dit...

Desconocía todo este lío...