20170611

El final del Super Zipi y Zape de Bruguera

Data Estel·lar la marca de ZZ Diumenge 20170611

Tenemos bastantes ideas de artículos que se han quedado rezagados. Por eso hay temporadas en los que empotramos varios de ellos muy seguidos.

Uno de los temas que nos interesan en La Maginoteca son los finales... de las publicaciones y colecciones. ¿Cuántos números tuvo tal colección? ¿En qué fecha cerraron? ¿Qué mensaje tenían? De ahí artículos como el del "último TBO (es un decir)"

Generalmente, cierran de sopetón, en una fecha cualquiera y no hay mensaje de despedida. A lo sumo, un "no es un adios sino un hasta luego" de donde se deduce un sinónimo pesimista: "hasta luego" = "hasta nunca".

Generalmente ha habido más interés por los números 1. Recordemos la burbuja financiera de los "un millón de ejemplares vendidos" del número 1 de tal o cual colección de superhéroes, basado en listados de compra-venta y cotizaciones de ejemplares de décadas anteriores, con los casos recientes (de los años 1980) de revistas de Thor de Walter Simonson con aumentos de precio a los pocos meses, o incluso con sospechas de acaparamiento por parte de comerciales o de tenderos de cara a su especulación. Si eso sucede en 1983-1987, es lógico lo que viene luego a partir de 1990 con los primeros números.

Curiosamente, llevo un tiempo pensando algo que un conocido me dijo en formato *.voz una semana antes de escribir este artículo (y de saber que lo iba a hacer o a conducir de esta manera): "suelen haber más ejemplares del primer número que de los siguientes", por tanto, ¿vale la pena darle tanta importancia? De cosas de los años 1970 en adelante, puede que no. De cosas anteriores, sí, en el sentido de que la cultura era otra y los tebeos y otros productos eran de usar, leer, releer, cambiar o tirar y no de conservar. Ahora igual también se tira (se tira muchísimo a la basura) pero también hay más cultura del mantenimiento y del mercadeo, de ponerlo a la venta en compraventas de internet, etc.

Lo que cuesta encontrar son los últimos números o ciertos números intermedios. A veces los últimos números son encontrables porque la editorial que sea tuvo que reempaquetarlos para el mercado del saldo y es como si hubieran impreso más de los necesarios: hubo más ejemplares que consumidores, de manera clara. ¡Pero ponen más caros los primeros números!

A nivel llamémosle intelectual, los últimos números nos permiten comprobar qué ha quedado de los buenos propósitos iniciales o ver la evolución. Por ejemplo, en Fuera Borda del año 1984 comienza con historietas largas de continuará y su última decena larga de números son historietas cortas o que acaban en el mismo número aunque tengan 12 páginas, como si no se fiase la propia redacción de que Grandes Ideas Sarpe tuviera la gran idea de darles la gran patada en el momento menos pensado.

En este caso nos hemos parado con una revista a la que no solía prestar demasiada atención hasta que el Perrito Piloto me sacó los dientes de manera silenciosa. Es una revista que estar está, no vamos a decir que no está pero que para qué está...

En las paradas de mercadillos y saloneras noto que hay varios Super Zipi y Zape, y que sus precios no son baratos; mejor dicho, para el que esto suscribe, no es el precio adecuado de mercado. Sin embargo, parece que, a un aumento de ZipiZapes en los tenderetes desde, pongamos un año, el 2012, nos da la sensación de que han llegado los SuperZipiZapes. Siempre han estado olvidados, mezlados, ninguneados esos periódicos gráficos. Ya sabéis la frase causal que viene a continuación: "porque son para niños de manera explícita".

Sobre la revista Mortadelo y Super Mortadelo llegamos a la conclusión un día en un foro, es decir, con inteligencia colectiva y ausencia de colecciones completas, porque aún "no estaba todo en Internet" ni existía la Tebeosfera actual ni el Whakoom ni nadie de la Wikipedia se había dedicado a saquear blogs, páginas webs personales, foros para copipegar allí todo lo que querían: y encima salen mensajes de que quieren que les paguemos... saquean la información y piden que se les pague... y encima hacéis el tontaca buscando en la wikipedia como si fuera la Biblia.

Las revistas de Editorial Bruguera se fusionan para enero de 1984 bajo lo que parece claramente la idea de racionalizar los recursos. Bastantes de las revistas existentes entre 1979 y 1983 tenían una o dos historietas nuevas más la portada y lo demás eran refritos o una historieta larga tal vez reeditada de otro lado o importada de otro lado, o un Joyas Literarias (=refrito).

A eso se une la quiebra del año 1983.

¿Por qué tenían tantas revistas en danza? Podemos pensar que en ese aspecto la editorial era sentimental y quería mantener cabeceras históricas como SuperDDT, SuperPulgarcito o SuperTioVivo. Pero, fijémonos bien en que no son tan históricas, porque cada una de ellas llegan aproximadamente a los 100 números. Las "no super" fueron suprimidas durante los años 1970, y en parte porque también eran refritangas, aparte de que pudieran tener más exito de ventas la nuevas versiones ¿por la palabra "super"? Espero que no... ¿tal vez porque parecía más consistente y hermosa al llevar taplásticos en vez de tapapel?

Cuidado: a veces esas revistas podían ser contenedores ocasionales de series que habían saltado de cabeceras cerradas o que habían cambiado su contenido: alguna serie italiana como "Año 2000", de ciencia ficción y humor socarrón italiano pasa de Sacarino a alguna de estas revistas Super o a alguno de los Extras... fácil de seguir no es, no, para el que esté interesado.

Así pues, esas Super suplen a las antiguas corrientes. Mantienen su propia numeración anterior, cosa que parece lógico... 

... salvo que en el caso de Mortadelo, la revista corriente -tapapel- mantiene el nombre pero pierde la numeración en favor de la Super Mortadelo, que era donde se estaban publicando las historietas largas de Mortadelo y Filemón, y no refritos ni historietas apócrifas. Hay que ser muy mal editor para meter historietas apócrifas de cuarta categoría en la revista importante de Mortadelo. Es lo que hay y pasa en todas las editoriales y en todas las empresas y Adninistraciones Públicas.

En el caso de Zipi y Zape, aunque no conozco que se haya estudiado, sucede lo mismo: La revista Super Zipi y Zape acaba su singladura en diciembre de 1983, como sucede con la Super Mortadelo

A diferencia de esta última, en cambio, mantiene la numeración de Zipi y Zape

¿Por qué lo hicieron así? ¿Lo decidió cada director por su cuenta? ¿Por qué no hubo un mismo criterio? ¿Puede que mantuvieran la numeración de la publicación más exitosa en ventas? ¿Le importaba eso a los lectores? Ni idea. Nunca lo sabremos tampoco.

El caso es que fue anunciado de manera un tanto indirecta. 

Por supuesto, los últimos números no decían que fueran los últimos. El Super Zipi y Zape 153 no lo indicaba. 

Ahora bien, había un gran anuncio de media página pero que parece más grande de lo que es, y en un estilo que veremos a partir de entonces en la nueva revista Zipi y Zape

Super Zipi y Zape, 153, diciembre 1983, Editorial Bruguera

Comenzamos por la parte inferior, en el mismo azul y posición inferior donde se pondrá la página de chistes de lo lectores, cosa que debía de estar de moda porque también la revista Lecturas dio preeminencia a chistes escritos por lectores en vez de a los de los dibujantes (pagaban 1000 pts por chiste, que no se si era mucho o poco).

Dicen que habrá una página de historietas de los lectores. ¡Pero dicen que será en Super Zipi y Zape! ¡Subrayan a palabra Super! Pero resulta que es el último número de esa revista. No parece un error porque está repetido 3 veces en rojo yi con diferentes tipos de letra en el mismo anuncio.

Me imagino a algún niño buscando esa revista Super y no la ordinaria pensando en tener su historieta publicada.

En la parte superior, un dibujo firmado por una escondida "E." de Escobar, que nos recuerda a la "F*" suelta de Ibáñez en algunas de sus mejores ilustraciones.

En este caso, el colorido es muy curioso. Los gemelos van vestidos de azul y no de rojo. El cielo y las nubes tienen varios colores: lila, naranja, naranja claro, amarillo, rojo... ¿amanecer o crepúsculo? Se supone que lo primero aunque a mí el orden de los colores me recuerda a un atardecer bonito de primavera o de otoño.

El anuncio reza, que signifca "dice" porque anda que no he buscado donde estaba el "amén" en muchas frases con ese verbo. Copiamos el texto como lo han escrito


¡Lo que os anunciábamos!
¡Un nuevo y espectacular
ZIPI Y ZAPE comienza con el
nuevo año!

¡Una explosión de conte-
nido! ¡Una explosión
de humor!

Son pesaditos con las explosiones en los tebeos, cuando te lo miras bien. Igual interpretan que el Sol es una explosión nuclear como la extraña portada de Yoko Tsuno en La Hija del Viento.


Imagen de la web Yoko Tsuno... ¡en España!

Ahí entendemos que "nuevo año"="nuevo día".

Esta estrategia de reducción y racionalización de recursos en forma de eliminar revistas se disolverá en la etapa final de la editorial, cuando se lancen revistas de Rompetechos, Pepe Gotera y Otilio, Sacarino, se rescate la Tio Vivo en una versión preescolar y se lance un penúltimo y último Pulgarcito... un nuevo Capitán Trueno, un TBO inconcebible o el Más Madera. .. La única explicación que se nos ocurre es que la caldera necesita seguir quemando papel o la imprenta necesitaba seguir haciendo revistas para que los trabajadores estuvieran en activo, aunque el contenido de esas revistas fuera otra vez muy extraño, a veces inapropiado y generalmente un montón de páginas de un único personaje dibujado por el Bruguera Equip y el resto, un montón de refritos. 

Sería muy interesante algo que más cercano porque sus protagonistas aún están por ahí: ¿por qué Ediciones B-Grupo Zeta se lanzó de inmediato a recuperar las revistas Super tras un brevísimo período de apenas unos meses en los que solamente tenía 4 revistas clave: Mortadelo, ZipiZape, Superlópez, Pulgarcito? Enseguida puso en marcha la MortadeloSuper y la ZipiZapeSuper (luego ya les pusieron el "Super" de prefijo), además de la posterior TBO.  ¿Por qué se autosasuraron el mercado en revistas que eran casi idénticas, salvo en el número de páginas, 36 o 52?

 Por tanto, Ediciones B-Grupo Zeta tuvo una extraña querencia por la no racionalización desde el inicio, en sus ansias por sacar rendimiento a todo el material que estaban reeditando, parece ser, por las lecturas que uno ha hecho que, en un principio, sin pagar los correspondientes derechos a sus autores, que así todos tenemos empresas.

Risalandia contraportada apócrifa

Data Estel·lar todossomosnadie Diumenge 20170611

Todos podemos ser apócrifos.

El bienio 2016-2017 habrán notado los lectores de la maginoteca la gran cantidad de referencias a la colección de retapados llamados Risalandia. Fueron unos tomitos de 3, 4 o 5 revistas encuadernadas en cartón blando. No es que su contenido valiera mucho pero a mí me vale, así que, si no las queréis...
El caso es que tuve que arreglar una que tenía por ahí. Ni siquiera tengo claro que su contenido sea el que corresponde, pese a estar bien pegado. La portada incluye portaditas del interior pero aquí no coinciden.

El caso es que esto NO ES LA CONTRAPORTADA sino una reproducción impresa, limpiada, alterada con elementos tan simples como el antiguo Paintshop5, el espantoso Paint de Windows y el programa de dibujo de LibreOffice. El resultado queda lindo. Hemos recuperado la portada y hemos reconstruido el lomo.

Se escanea otra imagen.

 

Se imprime en colores en papel gvarro o un papel algo recio y que sea admitido por la impresora. Otra opción es hacerlo en papel de pegatina y pegarlo luego sobre una cartulina, papel gvarro o similar. O imprimirlo en papel normal y pegarlo con pegamento o con celo de doble cara a una cartulina...

Para reconstruir el gato hemos sudado: la mejor versión surgió ¡de la página  Devianart!





Se ha pegado con cola de carpintero de la que os sobra de montar muebles del Ikea.

Y se ha prensado durante días debajo de libros y tebeos: fácil para el chache. Otra cosa no, pero peso de papel...

Eso fue a finales del 2016. Salido de cuidados intensivos, el Risalandia vive feliz por ahí.

Creemos que el dibujo de ese niño mezcla por edad y aspecto de Pulgarcito y de Tete Cohete, pueda ser obra de Raf pero no nos consta la firma. Claro que también puede ser Sanchis, diseñador, portadista y realizador de anuncios durante los años 1970.

Y aquí está la no contraportada y el no lomo el Risalandia número 20:


20170610

¿La primera firma de F*Ibáñez en Ediciones B-Grupo Zeta?

Data Estel·lar lasnousonlesonze Dissabte 20170610

La preguna adecuada es : ¿cuándo fue la primera firma de F*Ibáñez en Ediciones B-Grupo Zeta?

Los medios de comunicación e información son muy especiales. Informan sobre los demás pero se callan y ocultan lo propio.

Para leer que en El País echan gente te tienes que ir al Mundo y luego al Mundo para ver que sucede lo ídem en el El País. En el diario Público bastaba con leer los comentarios de su página de Internet. y casi nadie que lea El Periódico de Catalunya se ha enterado de los cambios accionariales clave que han convertido a la familia Lara en unos de sus accionistas de referencia, tanto que meten noticias basura para su clan sobre luchas por el control de alguna empresa de quinta fila, por ejemplo, y tampoco te enteras de la crisis del Grupo Zeta leyendo ese diario...

Pues algo así pasa con los pleitos judiciales entre Ibáñez y otros dibujantes (nunca sabemos si iban juntos o cada un por libre) y el Grupo Zeta tras la compra de Ediciones B por uno de esos precios simbólicos, de una peseta durante la primavera de 1986, que nos recuerda al "1 euro" por el que el Banco Santander compra, en junio de 2017 el Banco Popular (a su vez fusionado con el Banco Pastor... para eso tantos años huyendo del Banco Sabadell). A cambio se quedan con la deuda de la antigua empresa... en el caso de Bruguera le cambian el nombre por "B" de Bruguera y siguen con la mala praxis de considerar que los personajes son marcas industriales que les pertenecen, y de ahí los líos, con Ibáñez al que se le prohíbe dibujar a sus personajes estrella. Supongamos que los dibujantes y guionistas les tengan cariño a sus personajes, más allá del cariño a los billetes que esos personajes les meten en los bolsillos. Si es así, tiene que ser un duro golpe.

Ya desde 1985-1986, Ibáñez y otros dibujantes como Escobar, Raf o Segura montan la revista Guai! con Ana M. Palé, exdirectiva de Bruguera al frente. Falta una biografía clara sobre ese tipo de personajes y su incidencia en los tebeos: Palé, etc. Se crean nuevas series como Chicho, Tato y Clodoveo de Profesión sin empleo y 7 Rebolling Street, dos series que no tendrían que ser malas pero que el autor abandona enseguida a los negros: etapa denominable Merienda de Negros para encontrar una acepción lógica a esa extraña expresión popular.

Muy de tanto en tanto aparecen en la cola del paro los agentes de la TIA.

Cuando la sentencia judicial le es favorable, Ediciones Junior s.a.-Grupo Editorial Grijalbo parece dispuesto a lanzar un mordisco de tiburón al sector de los tebeos, así que saca al mercado Yo y Yo, con Mortadelo y Filemón en la portada y el interior... pero sin poder usar sus nombres propios en la cabecera: de ahí lo de Yo y Yo, y eso es lo más cerca que ha estado Filemón de tener cabecera propia.

La empresa dura poco, porque enseguida llega el pacto con el Grupo Zeta. Se abandona Yo y Yo, y se integra Ibáñez a Ediciones B-Grupo Zeta.

En breve, Grijalbo abandona las revistas que pasarán al Grupo Zeta bajo el sello Tebeos, s.a. que no es más que una marca sin mayor contenido. No entendemos a qué viene lo de meter otro sello. ¿para separar que tenían más material francobelga? Ni idea, oiga.

Sabemos que la portada clave es la de la revista Mortadelo del "23MF", en febrero de 1988. 

Las portadas mejoran, claramente, porque ahora hay algo ¿todo? de Ibáñez. Al menos, los bocadillos de los chistes tienen sentido, gracia y precisión cosa que ni el Bruguera Equip ni el Equipo B, y me da igual que estuviera Casanyes en algunas portadas, supieron ni aprendieron.

Sin embargo, realmente no podemos decir que mejorara el contenido de las historietas. Para empezar, el color es pálido y confuso (no deja ver bien el dibujo), lo que es un lastre, las historietas son de continuará pero sin resumen de lo anterior, y suelo notar que van sin título, como pasa con las de los números 52, 53, 54 que tengo ante mí.

Aunque parece que hay mano de Ibáñez en algún lugar difuso, sea algo del guión (¿quién dijo que dictaba los guiones a una grabadora de sonido? eso sí que se debería publicar porque seguro que es gracioso). A veces parece que hay algo en algunos bocetos, composición de la página porque la técnica parece más adecuada. Los personajes ya caben en las viñetas sin problemas, y no como en la etapa anterior, pero hay varias caras y expresiones raras ¿negrísimas? que nos irán recordando a Chicha, Tato y Clodoveo o a 7 Rebolling Street donde se nota más. No funciona ese dibujo.

Los textos de los diálogos es donde sí se aprecia al Ibáñez (o,como decían unos premios de ADLO, "al señor que firma como Ibáñez"). Son diálogos precisos en su vocabulario, en su ritmo o en su ocasional rima, rápidos, con interpelaciones, etc.

Lo malo es que ya ha comenzado la primera etapa escatológica.

Por tanto, el resultado no es de lo mejor. Sospechamos que se aprovechen ideas anteriores del Equipo B o que tanto los unos como los otros usaran argumentos pre-establecidos años antes en Editorial Bruguera, a partir de los cuales Ibáñez los habría pulido.

Aquí tenemos una página de lo que podría ser la primera firma. Como si hubiera ido con el abogado y la sentencia y lo hubieran sentado a firmar páginas. La firma parece realizada con un boli, rápido y con cierta prisa ¿desgana? Como diciendo, "con esto se legaliza lo realizado hasta ahora".

El caso es que habrá una nueva firma, la de la etapa más negrísima porque encima va con firma del autor: "(c)FIbáñez88", la de la etapa de Los Sobrinetes (la historieta potable de la época, pero floja y muy por debajo de todo lo publicado en la etapa de Bruguera tanto por él como por Casanyes o Redó o... ) y Las Tacillas Volantes (birriosa)... ¿eso es de Ibáñez por algún lado?

La hipótesis que lanzamos es la siguiente: a la vista de la firma que pone Ibáñez, Ediciones B impone una firma-tipo o firma-tampón (el palabro lo leí hace muchos años en Interet). Será la que lleva el añadido "1988" o "88".

En este caso firma de manera turbia pero legible como "(c) F*Ibáñez 87".

La página la encontramos en Super Mortadelo número 30 con fecha mayo de 1988, lo que nos retrotrae ¡5 meses! a la reconciliación entre Ibáñez y el Grupo Zeta, y casi recién iniciada la revista Yo y Yo.

Nos sirve para conocer los ritmos de publicación: 5 meses antes se habría firmado y por tanto realizado, dibujada, entintada la página.

LA firma está en la viñeta 3 de la página 38A, en la viñeta de la báscula, donde aparece la señorita Irma que pasa de ser la enamorada de Mortadelo a un vil objeto sexual, en tanto asistiremos en breve a la degradación total de la señorita Ofelia, en los citados Mortadelo 52, 53, 54. 

No citamos los nombres de las aventuras para recalcar el desastre editorial que se vive: sin títulos en las historietas ni nada. Uno se pregunta seriamente a qué se dedicaba el "Editor: Miquel Pellicer" o el "Director: Josep Llastarry" o el "Realizador: Arturo Pascual" o el "Asesor artístico; Jaime Pla" o la persona de "Montaje: Elvira Ortín" (etendemos que "montaje de las revistas")... y el "Asesor literario: Víctor Mora" no apareció toda la larga etapa de 1987 cuando los chistes de las portadas eran ilegibles... 

Cuando la portada de febrero de 1988, ya hace unos dos meses, tal vez más, que las relaciones entre el dibujante de los agentes y la empresa Grupo Zeta se recomponen, con un juez mediante. 

Eso nos plantea realmente muy pocos meses de revistas de Ediciones B-Grupo Zeta sin Ibáñez de manera legal. Nos plantea un Ibáñez alejado de sus personajes desde algún punto desconocido para nosotros de 1985 (por voluntad propia, por enfermedad denominada por el fandom como "cuellitis" y porque no le pagaban)  y así hasta  diciembre de 1987 (puede que antes) en el contacto de los Mortadelo y Filemón de Ediciones B, pero hasta la primavera de 1987 en el dibujo de sus personajes en Ediciones Junior, puesto que la revista Yo y Yo de Ediciones Junior-Grupo Editorial Grijalbo sala de cara al verano de 1987, y contemos unos 3 meses entre la elaboración y la publicación. Hablamos de casi dos años, de una horquilla entre año, año y medio, dos años, que no es realmente tanto tiempo, más allá de la angustia interminable sobre si puedes recuperar u obtener por fin los derechos sobre tu obra, cosa que nos tememos nunca sucedió del todo por parte de ningún dibujante o guionista que pasó por Ediciones B-Grupo Zeta ¿o no os parece raro que ninguno de ellos haya dibujado para otras editoriales o como autoedicion a su sus personajes, cuando menos en nuevas historietas si no en las antiguas -que podríamos entender a regañadientes que fueran de Ediciones B?

Siempre choco con una extraña entrevista (que nos costó localizar pero que lo hicimos e insetamos en la maginoteca allá por el 2005) realizada para el suplemento El Dominical de El Periódico de Catalunya, del Grupo Zeta. Se entrevista a Ibáñez cuando se supone que no está en Ediciones B (¿entrevista apócrifa? las respustas son intercambiables con cualquier entrevista anterior y posterior) y comenta que Ediciones B volverá a sacar las revistas Mortadelo, ZipiZape, Superlópez o Pulgarcito (datos que lo distinguen de otras entrevistas)... y habla sobre su idea de quitarle los disfraces a Mortadelo. En esas páginas escaneadas, aparece el personaje sin traje alguno, como sugiere aquella entrevista. Pero es una entrevista rara porque las historietas que se publican durante los primeros meses, durante 1987, no van firmadas ni mucho menos dibujadas por Ibáñez... y eso es misterioso. A la vista de esa página nos planteamos que igual fue, iniciada la fase de las revistas (ya planificadas, impresas o a punto, etc.) cuando Ibáñez y el Grupo Zeta llegan a un trato y a un necesario pacto de no agresión que durará hasta el final de la singladura de Ediciones B dentro del Grupo Zeta en el 2017 (venta a Penguin Random House). Ibáñez no hablará mal y echará pelotas fuera: "se solucionaron las cosas como tenía que ser" y ahí deja toda respuesta a la consabida pregunta sobre los problemas iniciales.

El título de la entrevista fue Mortadelo Resucita, y la fecha de publicación: 19870322, por tanto justo iniciada la publicación de las revistas. "Estoy en litigio porque quiero recuperar a mis personajes", dijo entonces. Y resulta que los datos de las nuevas publicaciones, sin nexo con lo de los litigios los da el "editor Pedro Pellicer", que ahí no se llama "Miquel" (puede llamarse "Pedro Miguel" o "Pere Miquel" pero apostamos a que es el típico error de los periodistas cuando hablan de tebeos). A Gosset lo llaman Gasset, y se mezcla la entrevista con lo que dice Pellicer y lo que dice Maikel y se mezcla con un final equívoco: "Ibáñez y Maikel coinciden..." y parece que están juntos en la entrevista aunque el segundo no tenga foto. También queda raro que Ibáñez acceda a esa entrevista para un medio propiedad de su opuesto en los juzgados y que encima ¡eso lo tiene que saber él y el bufete de abogados! que va a ser una entrevista de propaganda de las nuevas revistas donde se usarán sus personajes sin royalties para él.

Las revistas de Ediciones B-Grupo Zeta comienzan hacia febrero-marzo de 1987, que corresponde con cuando Ibáñez puede volver a dibujar a sus personajes y le damos 2 o 3 meses para que llegue al verano de 1987 que es donde se publican en la revista Yo y Yo, que dura unos 6 números, que se suponen semanales (junio 1987). Por tanto, duraría entre junio y julio de 1987. Eso nos hace pensar en agosto-septiembre con una nueva ofensiva de demandas por parte del Grupo Zeta o con los primeros acuerdos entre las partes.

Como vemos, la cronología no cuadra del todo, y sobretodo descuadra con esa extraña entrevista.
Penguin Random House puede hacernos cambiar de idea: puede realmente sacar a luz ese patrimonio, esas historias no contadas, esos tebeos perdidos, esos autores olvidados por la maquinaría capitalistac cortoplacista PERO NO CREEMOS QUE VAYA A SUCEDER.

Un anuncio de una pelota que nadie ha visto

Data Estel·lar trotabota Dissabte 20170610

¿Os habéis fijado que las estadísticas han caído de golpe a finales de mayo? Fue cuando lo de los líos de los directores del FBI con Trump, los avisos "de amiglio" de Putin... en fin, que tienen una ciberguerra que nos afecta a todos. Un día saltará el internete por los aires y adios.

En el Super Zipi y Zape número 151, de noviembre de 1983, encontramos este anuncio con Zipi cabeceando un balón (de ahí su despeine) y Zape recién chutado.

Diríase que se trata de un dibujo formalmente de Escobar, aunque cada vez más sabemos que ahí había cincuenta manos tocando, que si acabando el lápiz, que si la tinta... pero que parece un dibujo sacado de una historieta y no realizado ex professo por uno de esos que tenían en la editorial Bruguera y que no sabía dibujar a los personajes que se les encargaban, cosa típica en varios anuncos y en varios productos de merchandising.

La pelota parece ser de goma. El personaje dibujado en ella es el inevitable Mortadelo. 

En laparte superior vemos cinco balones, con tres personajes: 2 balones para Mortadelo, uno para Zipi, otro para Zape. ¡Y otro para Zipi o para Zape porque no le vemos el color del pelo!

¿Alguien veo esos balones alguna vez en alguna juguetería? ¿Solamente sacaron tres personajes? 

Eso de que los balones son "de los que no rompen jarrones" es una de esas mentiras publicitarias.

La marca es Cersa (¿Compañía e...?) pero la empresa es Unice, de Estella, Navarra, de donde las tizas de las pizarras y la imprenta que hemos visto en tantas revistas de Ediciones B :  "impreso en gráficas Estella, Navarra" o algo así, que se une a "Alvagraf, La Llagosta (Barcelona)" de lo cual ya hemos hablado en este blog.  Seguro que en los almacenes tienen material impreso acumulado.

Se ve que Unice compra licencias de cosas famosas para juguetes. Suponemos que comenzó la tarea con personajes de Bruguera. Seguramente lo importante no era vender sino meter la patita a ver qué pasaba. No creo que nos lo cuenten nunca, fuera de una sesión imposible en una cámara de comercio.  Me baso en cursos de comercio y todo eso que no sirve más que para engordar a los profes que dan cursos.

Paréceme que Bruguera podría haber tirado por la parte de licenciar personajes pero de manera variada. Pero lo mismo podríamos decir de Ediciones B... de ahí habría salido dinero para pagar abundantemente los derechos de los autores reales de los personajes, aunque sospechamos que el asuntillo de las empresas no es tanto el pago sino el reconocimiento del derecho. Prefieren las empresas un juego donde todos pierdan antes que un juego donde todos ganen algo en un estúpido dilema del prisionero. A las pruebas me remito: los quinientos personajes y series se han fundido en la nada y solamente son adquiribles vía pirateo informático o vía penosa búsqueda por mercadillos en revistas cada vez más desgastadas y con mayor peste a humedad.

¿Penguin Random House va a mejorarlo?

Vamos a Reír (retapado)


Tenemos otro anuncio. En esta ocasión es de Dukla pero que es otra marca de Unice. ¿No es sospechoso tanto nombre tapadera?

He mirado a ver si teníamos ya publicada esta imagen. Parece que no. ¿Me tengo que disculpar porque saliera oscurecida o debería haber destrozado por completo la encuadernación de tomo Risalandia retapado?

Para más inri: dos marcas distintas y misma empresa pero en la misma temporada porque el anuncio que está en la parte inferior de este párrafo es de la revista Super Mortadelo número 165 del año 1983. La revista no ofrece más datos sobre la fecha pero se trata de los últimos números de la revista Super Mortadelo antes de fusionarse con la Mortadelo tapapel cuatro números después, de donde podemos deducir que se solapa con el anterior anuncio: octubre o noviembre de 1983. Dos marcas el mismo mes para el mismo producto. ¡Qué misterios! ¡Y dicen que las pelotas esas no rompen cristales pero me van a romper la cabeza!


Fíjense bien: son los mismos balones. En la parte inferior Mortadelo lleva un balón de Zipi. ¿Se trata de un dibujo expreso para el anuncio. No sé, no sé: por un lado está muy dibujado y sabemos que Ibáñez se esmera expresa y especialmente en los anuncios. Sin embargo, ¡no hay firma!

El texto superior derecho exclama un listado de personajes y corresponde con los que se ven en el dibujo superior izquierdo: Mortadelo, Filemón ¡dos veces!, Zipi y Zape,